Vidas
“Mary, en Okinawa, es un kamisama”
Escrito por Federico Maehama   
Miércoles, 17 de Octubre de 2012

“Mary, el dios del Japón no me ayuda, dame un santo de la Argentina”, le suplicaba Yakichi Nakamatsu a su esposa. Ella cortó su cruz del rosario, la puso dentro de un frasco de aspirinas y se lo dio a Yakichi.
Para volver a ver a su esposo debió esperar hasta el 14 de junio de 1945, cuando le comunicaron que debía reconocer su cadáver. “Había miles de cuerpos, pero me acordé de la cruz y del frasco de aspirinas. Así lo pude identificar”.

Leer más...
 
“Realidades” de Malvinas, a 30 años
Escrito por Federico Maehama   
Lunes, 02 de Abril de 2012

Malvinas. 30 años. ¿Por qué volver?
“El objetivo principal mío, luego de haber ido, entre el 3 y el 10 de marzo, era rendir homenaje a los compañeros caidos de la ciudad de Mercedes”, cuenta Alberto Matsumoto, argentino que hace 22 años reside en Japón, en donde dirige su propia consultora, dedicada a las traducciones jurídicas y, además, enseña castellano en la Universidad de Kanagawa y en la de Shizuoka. Matsumoto es ex combatiene de Malvinas.
“Los que hemos regresado tenemos el deber de vivir por ellos, también; por una mismo y por los que no han vuelto”.
Con 19 años, en 1982 integraba el Regimiento de Infantería VI de Mercedes. Voló a las islas luego de haberle cambiado el lugar a un compañero suyo, quien tenía familia.
¿Por qué? Ni después de 30 años sabe bien por qué. Solo quería ir. ¿A pelear, a luchar? No. ¿Qué se le habrá pasado por la cabeza, qué pensaba? “Nada”, dice. “Nada”, repite. “Nada. Estábamos todos eufóricos, cantando el himno, la Marcha de Malvinas. Insólito”, recuerda ahora. “Es que ninguno se imaginó lo que iba a pasar”.

Leer más...
 
Un japonés en el fin del mundo
Escrito por Masako Itoh   
Viernes, 30 de Marzo de 2012

Nacido en Okinawa, recorrió todo Japón y el continente americano a bordo de una moto Honda. Su idea era ir a Brasil, país que, hasta ahora, no ha pisado, ya que hace más de 40 años que vive en la ciudad más austral del mundo.

Ushuaia, una ciudad alargada, pero estrechada, con unos 25 kilómetros de largo por 4 de ancho, bordeada por un cordón montañoso y una bahía provista de un mar helado: las aguas provenientes del canal Beagle, donde se comunican el Pacífico y Atlántico. A mil kilómetros de la Antártida, la ciudad carece de una plaza principal que reúna gobernación, ayuntamiento e iglesia en un mismo paisaje; tampoco posee terminal de ómnibus, porque la única forma aconsejable de llegar desde el continente es por avión. Así, inaccesible, y provista de un clima hostil, se escucha decir que en “en Ushuaia viven los que realmente aman la Patagonia”. O, mejor, los aventureros.

Leer más...
 
La lata que suena
Jueves, 29 de Marzo de 2012

El sanshin, fuertemente arraigado en el corazón del pueblo okinawense, a tal punto que sus melodías y ritmos han sonado en noches oscuras, durante la guerra. Vivencias de un issei radicado en la Argentina, testigo del nacimiento del Kankara sanshin.

Leer más...
 
Un acto de memoria
Escrito por Familiares de Desaparecidos de la Colectividad Japonesa   
Viernes, 23 de Marzo de 2012

Para los familiares de los desaparecidos durante la última dictadura militar, el 24 de marzo es una fecha que nos remite a la mayor de las angustias padecidas, al dolor más profundo, porque en el seno de nuestros hogares se produjo un desgarro: nos fue arrebatado un ser querido, muy querido…
Sin embargo, los crímenes perpetrados por el terrorismo de Estado no son un tema que sólo incumbe a los familiares. La sociedad entera fue damnificada. Las secuelas del régimen instaurado en 1976 las seguimos padeciendo. Es por eso que cada 24 de marzo se realizan marchas en las principales ciudades del país, para expresar el repudio a los golpes de Estado, reafirmando el respeto por los derechos humanos y los valores democráticos.

Leer más...
 
Todos los nombres (parte V)
Escrito por Marcelo G. Higa   
Martes, 06 de Marzo de 2012
Yaadui: los asentamientos de la nobleza acampesinada

Durante el ancien régime ryukyuano, los nobles se ocupaban de administrar y “señalar el camino”, y los campesinos, de producir. A partir del siglo XVIII, sin embargo, hubo momentos en que las arcas no alcanzaron para sostener a la creciente prole del sector de abolengo, por lo que se les permitió conservar su estatus, pero se los mandó a laburar para que no se murieran de hambre. Con orgullo samuree, pero necesidades humanas, esta gente se asentaba temporalmente en los escasos terrenos vírgenes de la pequeña isla, en donde formaban lo que se llamó yaadui, caseríos diferenciados de las aldeas tradicionales. Con el tiempo, muchos no tuvieron más remedio que permanecer, en algunos casos integrándose y asimilándose en la trama social de los pueblos adyacentes.

Leer más...
 
Todos los nombres (parte IV)
Escrito por Marcelo G. Higa   
Martes, 28 de Febrero de 2012

 

De principios del siglo XX

Primero los hombres, un poco después, las mujeres, entre fines del siglo XIX y las primeras décadas del XX, las clases populares okinawenses accedieron a la identificación al estilo japonés, de apellido y nombre kanji, que paulatinamente fueron desplazando a los warabinaa.
En el Kasato Maru (el barco que trasladó al primer contingente de japoneses a Brasil en 1908 y desde donde se desprendieron los primeros inmigrantes que se establecieron en Argentina), viajaba un grupo importante de okinawenses, entre ellos varios oriundos del pueblo de Kuba, en Nakagusuku. Son 24 personas divididas en 4 grupos familiares, 2 Arakaki y 2 Higa.

Leer más...
 
Todos los nombres (parte III)
Escrito por Marcelo G. Higa   
Miércoles, 22 de Febrero de 2012

De las estadísticas a las listas, a las personas

Si el extenso relato que hemos hecho nos habla del pasaje oceánico de los nombres y su desembarco en Buenos Aires, a partir de ese momento la historia se nos plantea como el trasplante de sus raíces en el desierto fértil de la pampa. Miles de nombres que, como árboles plantados se han convertido hoy en un frondoso bosque centenario, de algunas especies populosas y otras menos, a veces agrupados y otras aislados, con árboles señeros y retoños, vigorosos y también desfallecientes.
La historia de la inmigración, por suerte, se nutre de listas. 100 años en el país nos han dejado una cantidad enorme de listas. Oficiales o semi-oficiales, en forma de guías de socios, registros de residentes, censos ocupacionales, programas deportivos, listas de concurrentes a un velorio, invitados de casamientos, miembros de los tanomoshis... Cientos de listas variopintas que, mapas onomásticos, dan cuenta de cómo fue poblándose ese bosque.

Leer más...
 
Todos los nombres (parte II)
Escrito por Marcelo G. Higa   
Lunes, 13 de Febrero de 2012

Los nombres de la migración

Los que salieron
Desde hace varios años, en el Departamento de Geografía de la Universidad de las Ryukyu, un grupo liderado por el profesor emérito Ishikawa Tomonori ha venido realizando un extenso trabajo acerca de la migración okinawense. Parte de sus resultados se ha reflejado en las historias locales compiladas por muchos pueblos de Okinawa, en donde casi siempre encontramos una sección, a veces, incluso, hasta tomos enteros dedicados a la emigración (como son los casos de Chatan 1987, Kunigami 1992, Kin 1996 o Kitanakagusuku 2001, entre otros). En el material reopilado sobresalen las listas de los paisanos que abandonaron los pueblos rumbo al exterior, sobre todo durante el período anterior a la segunda guerra mundial.

Leer más...
 
Todos los nombres (parte I)
Escrito por Marcelo G. Higa   
Miércoles, 08 de Febrero de 2012

La memoria registra algunos nombres, pero, después de un par de generaciones, la mayoría se nos pierde en un océano confuso que el tiempo y el idioma tornan incomprensible. Incluso para uno -más o menos habituado a transitar la nomenclatura inmigratoria- resulta complicado reconocer hasta a los propios parientes. Trazar las líneas que nos conducen hasta los que desembarcaron de la madre nave, adentrarse en los nombres de la inmigración, se plantea, entonces, como un doble desafío: por un lado, recuperar las individualidades de quienes, paso a paso, forjaron este medio que llamamos la colectividad, y, al mismo tiempo, desandar un camino centenario cuyas referencias, muchas veces, se nos escapan. Una búsqueda, por momentos, desconcertante, pero que, una vez que empezamos a atar cabos, se hace tan apasionante como un adictivo video juego. Un recorrido por los primeros nombres de la migración okinawense que nos habla de la memoria y sus herramientas.

Leer más...
 
Haiku de los inmigrantes
Escrito por Kana Takaki   
Viernes, 20 de Enero de 2012

Una becaria de la Universidad de Estudios Extranjeros de Tokio investiga la literatura de los inmigrantes y sus descendientes, especialmente de la primera generación (issei). Así, con la ayuda de profesora Ayako Kishimoto y la Licenciada Mónica Matsumoto, tradujo haiku y senryu que salieron en La Plata Hochi y en otras publicaciones. Son haiku que narran la historia de la inmigración.


1. 徴兵を南米へ逃げ長く生き(蚊面、1998年)

A Sudamérica…
escapando de la conscripción,
sobreviví. (Kamen, 1998)


Antes, Japón era un país muy pobre, sobre todo después de la Segunda Guerra Mundial, cuando escaseaba la comida. Durante la guerra, casi todos los hombres tuvieron que ir a la batalla. Este autor sobrevivió, pero se siente un poco culpable porque la mayoría de sus amigos que quedaron murieron en la guerra.

Leer más...
 
<< Inicio < Prev 1 2 3 4 Próximo > Fin >>

Página 3 de 4