Home >> Cultural >> Que canten los chicos
Viernes, 10 de Julio de 2015
Que canten los chicos

Festival de la Canción Infanto Juvenil de COA.

Se realizó la 27º edición del Festival de la Canción Infanto Juvenil del Centro Okinawense, cuyos ganadores fueron Mica Uchima Frejeiro, en infantil, y Sabrina Miyagi, en juvenil. En la tabla final por instituciones, el ganador fue el local, COA.

El clima lluvioso se tornó adecuado para disfrutar de una tarde de música. El festival contó con la participación de:  Asociación Japonesa de la Plata, Asociación Japonesa Burzaco, AJA - Asunaro, Asociación Japonesa Florencia Varela,  Centro Okinawense en la Argentina, y participación individual.
En total sumaron 40 chicos para la categoría infantil (hasta 14 años) y 15 jóvenes para la categoría juvenil (hasta 18 años).
El jurado estuvo integrado por Fumiko Naraki, Rosaura Silvestre, Shohei Taniguchi, Koichi Toyama y Chiyoko Uehara.

 

Ganadores
La representante de AJA – Asunaro, Mica Frejeiro, terminó en lo más alto del podio en infantil, con 851,3 puntos, seguida por Arisa Uchima Frejeiro, del mismo equipo, con 803 puntos y por Lisa Shiba, de La Plata, con 760,2.
En juveniles, la ganadora fue Sabrina Miyagi, de AJA – Asunaro, con 755,1 puntos; segunda, Megumi Miyagi, de COA, con 734,9 puntos; tercera, Candela Higa, de Burzaco, con 726,3 puntos.
Las posiciones finales por institución fueron: 1) COA, 6371; 2) La Plata, 4555; 3) Burzaco, 2292; 4) AJA – Asunaro, 2165; 5) Florencio Varela, 1027.

Cantar
En el caso de COA, los chicos practican todo el año, una vez por semana, entre tres o cuatro horas.
“Es una práctica sana, que crea vínculos como amigos, parejas, etcétera, en donde el tema común es cantar –resalta Eduardo Yokoo, uno de los organizadores del evento-. Además, a los japoneses, por tradición, les gusta el canto, y son los inventores del karaoke.

Trencito y motivación
La escenografía, a cargo, entre otros, de Julio Oshiro, fue un trencito ideado por los chicos. “El tema de escenario es idea de los chicos, y los padres tratan de acompañarlos. El trencito fue en base a un video que los chicos vieron, y sobre esa base se hicieron dibujos que fueron incluidos en la folletería”, contó Oshiro.
El motor motivador de este festival, de alguna manera, fue la cantante Graciela Nakasone. “En primera instancia, lo que intenté es que los chicos tuvieran la oportunidad de cantar en japonés, porque a medida que van pasando las generaciones se va perdiendo el idioma. Así como recibí yo de otro sensei, yo quería entregar al menos un poco de conocimiento y lo que él me brindó”, dice.