Home >> Deportes >> Tokio va sumando apoyo para los juegos del 2020
Viernes, 12 de Abril de 2013
Tokio va sumando apoyo para los juegos del 2020

La Comisión evaluadora del Comité Olímico ya visitó la capital japonesa, y destacaron el respaldo gubernamental y empresarial. La sede se dará a conocer el 7 de septiembre, en Buenos Aires.

Al tiempo que Japón va buscando adeptos por el mundo que se inclinen en apoyar su candidatura para organizar los Juegos Olímpicos del 2020 (en la Argentina, o, más precisamente en clubes y agrupaciones de la colectividad japonesa, por ejemplo, se han mantenido reuniones para ver qué actividades de apoyo se pueden realizar), unos 10 millones de personas en la región metropolitana de Tokio, que tiene un total de 13,1 millones de habitantes, están a favor de que la capital de Japón acoja el evento deportivo.
Hay que recordar que el COI anunciará el 7 de septiembre de 2013, en Buenos Aires, la ciudad que acogerá el evento en 2020.

Los responsables de Tokio 2020 anunciaron que el apoyo de los tokiotas a la candidatura ha subido hasta el 77 por ciento, según una encuesta, gracias a la reciente visita a la ciudad de la Comisión de Evaluación del Comité Olímpico Internacional (COI). La encuesta se realizó por teléfono entre los días 9 y 20 de marzo, justo después de la visita del comité de evaluación. “Este resultado tan bueno confirma de nuevo la enorme pasión de nuestros ciudadanos por el deporte, y en particular por los Juegos Olímpicos y Paralímpicos”, aseguró el presidente de Tokio 2020 y del Comité Olímpico de Japón (COJ), Tsunekazu Takeda, en un comunicado remitido por la organización. El apoyo estaría por encima de lo que recogió una reciente encuesta del COI cuyos resultados se publicaron el pasado 5 de marzo. (Aquel sondeo reflejó que un 70 por ciento de los tokiotas y un 67 por ciento de los japoneses apoyaban la candidatura.)
La candidatura de Tokio 2020 considera que, en virtud de la nueva encuesta, “ha quedado bastante claro que la muy exitosa vista a Tokio de la comisión de evaluación del COI ha estimulado el fuerte entusiasmo de los japoneses” de cara a que la ciudad sea la anfitriona de “la mayor celebración del planeta”.
Tras la visita, realizada entre el 4 y el 7 de marzo, a Tokio, ciudad que ya ha organizado la cita deportiva de 1964, el comité de evaluación viajó a Madrid del 18 al 21 de marzo y el 24 a Estambul, las otras dos ciudades que se disputan los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de 2020.
El informe de la comisión de evaluación deberá incluir su opinión acerca de 14 temas, entre ellos infraestructuras, finanzas, logística, políticas y apoyo social. El proyecto de Tokio se describe como “compacto y dinámico”, sostenido por un sólido apoyo económico y la experiencia en la organización de grandes eventos deportivos. Según el plan de Tokio de las 33 instalaciones que albergarían los Juegos-2020 en la capital japonesa, 28 estarían en un radio de ocho kilómetros, en una villa olímpica proyectada de cara al mar.
Otras cuatro sedes quedarían fuera de Tokio y se destinarían a la competición de fútbol. Uno de los estadios estaría en Miyagi, región que todavía se recupera del terremoto y del tsunami de 2011. Entre las instalaciones más espectaculares está un estadio futurista para 80.000 espectadores con techo retráctil que se construiría en los terrenos del Estadio Nacional, símbolo de los Juegos de 1964.

 

Mayoría de votantes
Aunque las conclusiones de la comisión tienen su importancia, no tienen por qué decidir en el voto de cada uno de los miembros del COI. Tokio lo sabe bien: ya candidata en 2016, la capital japonesa era la favorita por la calidad de su informe técnico, pero Rio de Janeiro supo convencer mejor a la mayoría de los votantes.
Otra de las razones por las que Tokio considera que debe organizar los Juegos es para agradecer al mundo la solidaridad después del sismo y posterior tsunami de marzo del 2011, que no solamente devastó la parte noreste del país, sino que amenazó con un accidente nuclear. En este sentido el comité organizador no ha dejado de insistir en que “Tokio puede organizar los Juegos con garantías y es una de las ciudades más seguras del mundo”.
En su contra puede jugar que la capital japonesa es la única de las tres candidatas que ya ha albergado unos juegos. El presidente del comité olímpico japonés, Tsunekazu Takeda, admitió que los miembros del COI tienen tendencia a elegir ciudades inéditas. “Es maravilloso celebrar unos Juegos Olímpicos en un nuevo lugar como símbolo de la representación de los cinco continentes”, dijo Takeda, también miembro del COI. Pero agregó la positiva experiencia que supusieron los terceros Juegos en Londres el verano pasado. “También es muy importante que un país maduro organice unos excelentes Juegos”, dijo al respecto.
Por su parte, el primer ministro Shinzo Abe señaló que Tokio podría ser una inspiración para otras ciudades si finalmente es elegida como sede de los juegos del 2020, después de haber sido la primera ciudad asiática en organizar la cita olímpica, en 1964. “Tokio 2020 inspirará a muchos otros, como antes hizo en 1964. Prometemos el más completo apoyo para lo que ha sido el sueño de mi vida”, dijo el primer ministro en la recepción de bienvenida a los 14 miembros de la comisión de evaluación, dirigida por el vicepresidente del COI, Craig Reedie.
Abe dijo, en referencia a los Juegos de 1964, que “el espíritu olímpico contagió al espíritu que tuvo Japón para avanzar y llegar alto”, y agregó: “El espíritu olímpico debe ser servir ahora para ayudar a Asia a crecer. Pronto, muchas de los problemas a los que ahora se enfrenta Japón, como rejuvenecer una sociedad que envejece o cómo limpiar el cielo, serán los mismos a los que se enfrenten otros”.
“Es por eso que la antorcha debe llegar a Tokio de nuevo”, añadió el primer ministro, cuyo abuelo, Nobusuke Kishi, fue primer ministro entre 1957 y 1964, potenciando los Juegos como una manera de crecer después de la Segunda Guerra Mundial.