Home >> Cultural >> Una tarde de gestos para compartir
Viernes, 25 de Noviembre de 2011
Una tarde de gestos para compartir

Se conmemoró el 95 aniversario de la Asociación Japonesa en la Argentina y los 50 años de la inauguración del edificio ubicado sobre la avenida Independencia, excusas, quizá, para lo más importante: la reinauguración del salón de usos múltiples y primer piso, presentación que, tal como señaló el presidente de AJA, Alberto Onaha, es “un gran paso hacia adelante”. El acto, que se celebró el 30 de abril por la tarde noche, contó con la presencia de expresidentes de la asociación, socios, invitados y autoridades de la embajada del Japón, el consulado y de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón. Hay que recordar que la remodelación se ha hecho gracias a una donación del gobierno japonés, dentro del programa “Asistencia para Proyectos Comunitarios” (APC), el cual tiene como objetivo promover la cooperación financiera no reembolsable a los a los gobiernos, hospitales y otras instituciones sin fines de lucro, para la realización de sus proyectos de desarrollo social con enfoque en la salud y la vida humana. Por tal motivo, estuvo presente el embajador del Japón en nuestro país, Hitohiro Ishida; el cónsul, Satoshi Uematsu, y señora, y la representante de JICA, Kyoka Noguchi. Justamente, el embajador recordó el contrato firmado el 23 de marzo del 2010, en donde se plasmó la cooperación de 81.000 dólares, y, por otra parte, agradeció “el valioso aporte de esta construcción”, como una contribución al país. Onaha, el presidente de AJA, sintetizó el acto como “un momento tan feliz para la Asociación Japonesa en la Argentina”, y agradeció a los expresidentes de Nihonjin Kai “por haber mantenido viva a la institución, incluso en momentos difíciles”. También recordó a Alejandro Sasaki, expresidente de la Federación de Asociaciones Nikkei en la Argentina, y quien fue el intermediario para que AJA (y también la Asociación Japonesa en Rosario) recibiera tal ayuda. Por último, agradeció al embajador, quien –expresó Onaha, en términos “argentinos”- “se ha jugado por nosotros”.Luego del acto formal, se presentó el Coro de Nichia Gakuin, junto a dos violines, una viola y un violoncelo, quienes interpretaron seis canciones populares en japonés, y, a continuación, se pasó al lunch. En concreto, en AJA se ha reacondicionado el salón de usos múltiples, cambiando pisos, bajando el techo y arreglando, según las normas vigentes, los baños.. Pero, además, se ha construido un primer piso casi con las mismas dimensiones del salón, por lo que se podrán realizar diversas actividades.