Jueves, 24 de Octubre de 2013
El festejo de los tintoreros tradicionales

Los tintoreros celebraron su día con un asado, la música de los Ojiichan Boys y la presencia de autoridades del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.
El día 22 de septiembre es el día de los Tintoreros Tradicionales, pero el festejo se hizo el sábado 5 de octubre, en la sede del Centro Okinawense.
La apertura de la cena fue con un espectáculo de chicos bailando el malambo, tango y canciones. Por último, la esperada reaparición de los New Japan Boys, aunque ahora rebautizados Ojiichan Boys, quienes, según la ovación de los presentes, le dieron el toque distintivo al festejo, interpretando temas de rock y demostrando que a pesar del paso de los años, “la esencia y la magia no se pierde”.

Entre los invitados estuvieron el ministro de Espacio Público y Medio Ambiente, Diego Santilli, una persona muy cercana a la comunidad de Tintoreros por su permanente apoyo; la señora Mirta Marcos, colaboradora del Ministro, y el presidente del Centro Okinawense en la Argentina, Senjun Yagi. También el Licenciado Javier Corcuera, quien, desde el comienzo de su gestión como presidente de la Agencia de Protección Ambiental, ha abierto las puertas para poder solucionar las distintas problemáticas de los tintoreros tradicionales.
Por fuera de la fiesta, unas semanas antes, algunos tintoreros se reunieron con la diputada Gabriela Michetti, quien se comprometió a diferenciar las tintorerías tradicionales de las cadenas mediante una ley diferencial.
Michetti, según trascendió, prometió mantener otras reuniones a fin de tratar la ley diferencial de las tintorerías tradicionales que se encuentran afectadas por la ley 1727 y su modificatoria 3388, que rige la actividad.
Hay que recordar que la Diputada estuvo en medio de un escándalo en el 2009, cuando se supo que su hermana Silvia era la presidenta de la Cadena 5 a Sec. En ese entonces, Michetti era vicejefa de gobierno porteño, y se conoció que en el 2004, cuando se aprobó la ley 1727, que regula las tintorerías, ella se abstuvo en la votación.
Hace cuatro años, el momento “más caliente” del conflicto, muchos comercios debieron bajar la persiana por no poder adecuarse a la ley y otros tantos recibieron grandes multas.